DESNUTRICIÓN

La muestra itinerante estará abierta desde el jueves 25 hasta el domingo 28 de junio
25 de Junio de 2009
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios

¿Dónde está la frontera entre una mala alimentación y la desnutrición? ¿Cómo se mide el grado de desnutrición de un pequeño? ¿Qué terapia hay que llevar a cabo para restablecer de nutrientes a un niño desnutrido? Éstas son varias de las preguntas que la Fundación Médicos Sin Fronteras se encargará de responder estos días en El Arenal de Bilbao, en la muestra itinerante "Desnutrición infantil: una emergencia médica desatendida", que ahondará en este problema y explica cómo responder ante un caso de desnutrición. Quien acuda podrá estampar su firma en un llamamiento contra la desnutrición elaborado por MSF.

Y es que cada día mueren en el mundo unos 10.000 niños por esta causa. A diferencia de otras enfermedades, la falta de alimentación sí tiene solución, pero para ello hacen falta productos básicos como carne, arroz, pescado y huevos. Es preciso que sean alimentos muy energéticos para que el cuerpo absorba la mayor cantidad de nutrientes posibles por cada ingesta. Por eso hoy existe un “kit” terapéutico llamado RUTF, ‘ready-to-use therapeutic food’ (comida terapéutica lista para utilizarse), compuesto por una pasta con una base de cacahuete que integra gran cantidad de nutrientes. Es una pasta seca y de larga caducidad que se entrega en raciones individuales. Sin embargo, las provisiones de RUTF sólo llegan al 9% de los afectados. 

Desde el jueves hasta el domingo 28 de junio Médicos Sin Fronteras tendrá abierto su “stand” para resolver las dudas de quienes estén interesados en saber más sobre la desnutrición. Para que la información sea más completa, la organización ha preparado material visual, como videos y fotografías, así como visitas guiadas por el recinto.


Un mal de consecuencias fatales 

La desnutrición significa que el cuerpo no está obteniendo los nutrientes suficientes. Afecta en diversos grados, desde el más leve a la falta de alimentación extrema. Esta última puede tener secuelas muy graves, como contracción de enfermedades, falta de crecimiento, alteraciones en la piel o anemia. Un periodo de desnutrición extrema prolongado  puede provocar también fallos de razonamiento o disminución de la capacidad de aprendizaje. El mejor tratamiento en estos casos es fraccionar la ingesta calórica diaria en seis comidas. Es preferible que predomine el consumo proteico durante la primera fase de la recuperación.

Es preciso detener la desnutrición a tiempo, ya que una exposición prolongada puede generar trastornos irreversibles en el niño.  Las guerras, los conflictos políticos, los desastres naturales o las malas redes de saneamiento y la poca fertilidad de las tierras africanas contribuyen a que la desnutrición se lleve cada año a unos 19 millones de niños en el mundo.







Siguenos a través de:TwiterFacebookRSS

BUSCADOR AVANZADO

Vocento

Creacion paginas web