Proyecto Ciprés

Cinco ONGS bizkainas idean un centro de recursos para la formación y promoción laboral de inmigrantes y personas en riego de exclusión social
01 de Noviembre de 2010
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Con paso firme hacia la multiculturalidad en Bilbao
El proyecto CIPRES se presentó oficialmente hace unos días
MARTA R. ROMÁN/  Cinco asociaciones bizkainas llevan un año uniendo fuerzas para sacar adelante el proyecto CIPRES, un centro intercultural dedicado a la formación, el empleo y el autoempleo de personas inmigrantes o en riesgo de exclusión social.

Las ONGs Ahislama, Asocolvas, Adrebol, Zabaloetxe y La Comuna son un ejemplo de que el trabajo en red para mejorar las condiciones de vida y avanzar en la multiculturalidad es posible. La presentación pública del proyecto -que cuenta con el apoyo y financiación de BBK,  Diputación Foral de Bizkaia y Gobierno vasco- tuvo lugar hace escasas semanas y algunas de las iniciativas de formación ya han dado comienzo.

La oferta formativa abarca, de momento, cursos de cocina, auxiliar de geriatría y atención domiciliaria. La sede de Ahislama en el barrio bilbaíno de Otxarkoaga acoge estos talleres que pretenden impartir enseñanzas prácticas que amplíen las salidas laborales de colectivos que, actualmente, tienen más díficil su entrada en el mercado de trabajo. La presidenta de este colectivo, Marta Lucía González, reconoce que para los inmigrantes la vía de entrada sigue siendo el sector servicios y el cuidado de personas mayores. "Aunque estas personas puedan tener carreras universitarias, saben que a su llegada no van a ejercer. Su oportunidad está en hostelería y en el cuidado de mayores. Hay mucha demanda para estos puestos de trabajo y la idea es que opten a estos empleos, pero una vez que estén formados".

Más de 200 personas han pasado ya por estos cursos que incluyen prácticas en empresas y la posibilidad de obtener un contrato. No obstante, la presidenta de Ahislama subraya que estos cursos no sólo sirven para aprender una profesión u obtener un certificado que permita acreditar la formación. "Queremos también dar importancia al conocimiento humano, al aprendizaje de pautas culturales y éticas que nos ayuden a entendernos mejor unos y otros. Es una manera de avanzar en la interculturalidad y de desmontar los clichés y estereotipos que existen con respecto a los inmigrantes".

Vivero de actividades
Marta Lucía González habla también de integración para definir uno de los objetivos principales del proyecto CIPRES. Una iniciativa ambiciosa que espera ir creciendo con el tiempo y tener, incluso, sede propia. "El Ayuntamiento de Bilbao se ha mostrado muy interesado en el proyecto y esperamos, con el tiempo, poder contar con un local".

El futuro centro no sólo ofrecerá formación "basada en la responsabilidad, eficiencia y profesionalidad", sino que pretende ser un 'vivero' de actividades. En ese sentido, pretenden producir artesanía de distintos orígenes, ofertar servicios domésticos a la ciudadanía a precios módicos (electricidad, fontanería albañilería, costura, limpieza, reparaciones, etc), constituir puntos de venta de artesanía, manualidades y materia reciclada, y por último, crear una bolsa de empleo y un servicio de asesoría al autoempleo. 


Siguenos a través de:TwiterFacebookRSS

BUSCADOR AVANZADO

Vocento

Creacion paginas web