Chernóbil, 25 años después

172 pueblos fueron desalojados en 1986 incluída la moderna ciudad de Pripyat. Más de 90.000 personas fueron redistribuidas por toda Ucrania.
05 de Mayo de 2011
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
M.R.R/ Hay una leyenda urbana que dice que todos los bandidos de Ucrania van a parar a Chernóbil porque allí no serán buscados. Al guía encargado de llevarnos por la zona de exclusión no le parece muy posible y acaba con el chascarrillo con un simple "aquí está prohibido vivir".

172 pueblos fueron desalojados y permanecen hoy en día sin habitar en un área de 30 kilómetros en torno a la central nuclear de Chernóbil. Algunos fueron destruidos. Otros simplemente continúan abandonados y su visión recuerda a cualquier película americana sobre el fin del mundo. Sin embargo, ningún sitio como Pripyat refleja tan bien la tragedia humana y el descalabro económico que supuso para todo el país la explosión del reactor número 4. De ciudad ideal a ciudad muerta en tan solo cuatro horas.

Prohibido pisar la hierba
Nuestro guía no está tranquilo paseando por Pripyat aunque no seamos los únicos. Algunos grupos de turistas y hasta un equipo de una televisión rusa deambulan por unas antiguas calles devoradas ahora por la vegetación. Nos recomienda no llevar pantalón corto ni manga corta, no pisar la hierba, no permanecer mucho tiempo dentro de los edificios abandonados, no acercarnos a la noria porque la concentración de metal posiblemente haga que el medidor de radiación comience a elevarse. Y efectivamente, el medidor sube. De hecho, empezamos este particular circuito en el paso de Diviatkiv con una medición de 0.30 microsievert para acabar frente al reactor con más de 15 microsievert.

A pesar de los 25 años pasados, en Pripyat se sigue adivinando ese oasis de modernidad que fue para los trabajadores de la central. De hecho, los soviéticos la bautizaron allá por los años 70 como la "ciudad del futuro". Ningún pueblo de los alrededores ni siquiera el antiguo Chernóbil -situado a 12 kilómetros de la central- se asemeja. Edificios altos y modernos con todos los servicios. El guía habla casi con nostalgia: "Pripyat lo tenía todo. Era una ciudad joven. Vivían 55.000 personas con una media de edad de 27 años".  

"Aquí vive gente"

Todo ese futuro desapareció fulminado el 26 de abril de 1986. Esas 55.000 personas salieron con lo puesto y con la esperanza de volver. Nunca regresaron y cada año quedan menos huellas de su presencia. Aunque parezca mentira muchos se acercan hasta Pripyat para saquear viviendas y edificios. Los desalojados fueron distribuidos por toda Ucrania. En total, cerca de 90.000 personas tuvieron que abandonar sus hogares en busca de una nueva vida. Algunos valientes -sobre todo personas de avanzada edad- regresaron años después a vivir en sus casas a pesar de la prohición. La prueba visible es la leyenda "Aquí vive gente", que puede leerse en algunas fachadas.
Más noticias sobre…

Asociación Chernobil Elkartea



Siguenos a través de:TwiterFacebookRSS

BUSCADOR AVANZADO

Vocento

Creacion paginas web