Lions Club Bilbao

Lions Club Internacional cuenta con casi 1.400.000 socios repartidos en más de 45.000 clubs en todo el mundo, uno de ellos en la capital vizcaína
08 de Julio de 2014
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Los leones más solidarios de Bilbao
Entrega al banco de alimentos de la recaudación de la cena de Navidad.
L. FERNÁNDEZ | La Fundación Lions Club se creó en 1917 en Estados Unidos. "Melvin Jones fue el fundador y la creó con la idea de ayudar a las personas más desfavorecidas", explica Alberto Paternina, secretario del club Lions en Bilbao.
Ya en 1967, llegó el club a Bilbao aunque no fue fácil. "Franco prohibía este tipo de organizaciones así que hubo muchas gestiones internacionales y, finalmente, Manuel Fraga dio permiso para que nos constituyéramos", recuerda Alberto. Entonces eran 22 socios, "un grupo de amigos que se juntaron para ayudar a otros", y hoy cuentan con 43, prácticamente el doble, aunque siguen siendo insuficientes para todo lo que hay que hacer. "A nivel internacional la fundación tiene 1.400.000 socios y mas de 45.000 clubs. Somos la ONG más grande que hay en el mundo, la primera reconocida por Naciones Unidas y la única con asiento en la ONU, pero siempre hace falta más", comenta Alberto. Y de hecho es curioso que siendo una asociación tan importante a nivel internacional en Bilbao pase prácticamente desapercibida. "Aquí se dan varias circunstancias. La primera es que no gastamos ni un euro en publicidad y dependemos de que los medios nos queráis sacar y, por otra parte, se da el caso de que en Bilbao dices 'leones' y todo el mundo piensa en el Athletic", reconoce Alberto. De hecho, aunque en un principio traducían el nombre del club por Leones de Bilbao han tomado la determinación de mantener el original en inglés, Lions Club Bilbao, para evitar situaciones curiosas. "Una vez llamó una señora a la radio para agradecer a 'los jugadores del Athletic, esos que dan los perros guía a la Once' y claro no tenemos nada que ver con los jugadores del Athletic, que ojalá, porque con un euro que nos diera cada socio de San Mamés tendríamos 50.000 euros para proyectos, pero no hay relación entre unos leones y otros".

Proyectos internacionales
Dentro del club hay dos vertientes de ayudas, por un lado la internacional y por otro la local. "Cada club puede decidir con qué asociación colabora, pero hay un 70-80% de los recursos que se destinan a causas comunes que un club en particular no podría llevar a cabo por su importancia, por eso se hacen a nivel de fundación", explica el responsable. La mayoría de estos proyectos están relacionados con la vista. "Desde sus inicios en la fundación internacional se vio que la vista era un tema que estaba descuidado en muchos países y que hacían falta recursos. Hoy se sigue manteniendo porque es sorprendente, por ejemplo, que un país como China que está considerada una de las primeras potencias tenga 200 millones de ciudadanos que no pueden costearse unas gafas". A esto se une el hecho de que la persona que patentó el bastón blanco de los ciegos fue uno de los miembros del club, George Benham, por lo que durante años fueron conocidos como los caballeros del bastón blanco.
Entre estos proyectos se encuentran las vacunaciones para evitar la ceguera del río en África, el banco de córneas más importante del mundo, la recogida de gafas usadas para su reciclaje y donación y la escuela de perros guía que tienen en Rochester, cerca de Detroit. "Cada perro tiene un coste de unos 30.000 dólares que cubre la fundación, no se venden sino que es una concesión. Cuando un invidente solicita un perro se estudia cada petición y se le adjudica uno. Cada usuario tiene unas características y por lo tanto se le concede el perro según esas características. Aquí tenemos un convenio con la Once, porque aunque tienen su propia escuela no dan a basto", expone Alberto.
En cuanto al reciclaje de gafas, uno de sus últimos proyectos consiste en la recogida en ópticas para su posterior reutilización para el cual han contado con Iñaki López y Gurutze Beitia, "que nos han cedido su imagen y han sido encantadores". De los siete centros de reciclaje de gafas con los que cuenta la fundación en el mundo, uno de ellos está en Alicante.

Proyectos locales
Entre los primeros proyectos que organizaron como club local se encuentran los rallys de mayores. "A un compañero se le ocurrió que podíamos comprometer a una pareja para que llevara en su coche a otras dos personas de una residencia un domingo al año y nos los llevábamos de excursión a algún pueblo cercano con el que previamente nos habíamos puesto en contacto. Así que montábamos unas caravanas de 150 coches y nos íbamos allí, un socio nos hacía una paella para 600 personas, les entregabamos un regalo, al pueblo al que íbamos nos hacían una acogida especial y ponían actividades y al atardecer les dejábamos en la residencia y estaban tan contentos. Se pasaban el año esperando ese domingo, el día de los leones, y nos decían las monjas que ese día se ponían todos buenos, no había ninguno enfermo. Ahora lo seguimos haciendo, pero vamos en autobus y ya no es como antes porque ahora las residencias han mejorado mucho y tienen agenda, tienes que cuadrar las fechas para ver cuándo les puedes llevar", recuerda Alberto.
Además, organizan campeonatos de mus, brisca y tute para que se conozcan entre los usuarios de las diferentes residencias y la pareja ganadora elige el premio. "Los últimos eligieron un paseo por la ría, comer en el restaurante de Argiñano, que casualidad estaba allí, y acudir a una obra de teatro en el Euskalduna porque no lo conocían".
Para organizarse suelen recibir solicitudes de diferentes asociaciones que se exponen a la junta, que vota a cuál se van a destinar los recursos. "Por desgracia no se puede ayudar a todas. La última hemos destinado los beneficios de la cena de Navidad al banco de alimentos", comenta Alberto. Y recalca. "Nosotros no recogemos los alimentos, sino que les donamos el dinero al banco porque consideramos que lo están haciendo muy bien y, como ellos, otras organizaciones. Simplemente les ayudamos a que realicen su labor porque saben hacerlo. En las catástrofes naturales, por ejemplo, en Haití, sí que gestiona el dinero la propia fundación para asegurarnos de que llega a donde tiene que llegar".

La historia del club
Desde que nació el club en 1967 han cambiado pocas cosas ya que siguen manteniendo el mismo espíritu de ayuda al prójimo, si bien uno de los cambios sustanciales es que ahora pueden formar parte las mujeres. "Ya hace años que se les abrieron las puertas y, además, suelen ser las que más ayudan". De hecho, la presidenta es una mujer, Marian López, que hasta el 8 de julio se encontraba en Toronto para el congreso internacional de la fundación.
Para hacerse socio sólo hay que "estar dispuesto a ayudar y aportar una pequeña cuota". Y por supuesto ponerse en contacto con ellos.
Lions Club Bilbao
Rodrígue Arias 23-1ª planta departamento 14
Teléfono: 944012339
Más noticias sobre…

Banco de Alimentos, Lions Club



Siguenos a través de:TwiterFacebookRSS

BUSCADOR AVANZADO

Vocento

Creacion paginas web