Mójate-Busti Zaitez

Pili Castro colabora con Esclerosis Múltiple Euskadi y con el Mójate desde hace 18 años. Este año no faltará al 20 aniversario de la campaña.
05 de Julio de 2017
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Pili, voluntaria: "El Mójate nos invita a vivir en una sociedad más inclusiva"
Pili con las personas voluntarias del stand del centro de Basauri, al que acuden representantes del Ayuntamiento y los txistularis de Danbolin.
L. FERNÁNDEZ | Pili Castro lleva participando en el Mójate desde hace 18 años, casi desde el comienzo. "Le diagnosticaron la enfermedad a mi amiga Laura y se acercó a la Asociación de Esclerosis Múltiple de Bizkaia, ADEMBI, para informarse del tema. Ese año nos empezó a vender las camisetas del Mójate, y yo llevé una puesta al trabajo y me preguntaron sobre la esclerosis múltiple. A partir de ahí me empezaron a pedir camisetas todos los años, tanto en el trabajo como mis amistades y me fui involucrando".
Al principio, Pili colaboraba en el puesto de la piscina de Artunduaga junto a su amiga, pero desde hace unos años vieron la necesidad de montar un segundo puesto en el centro "para que así que no haga falta que vayan hasta la piscina y dar más visibilidad", y desde entonces ella se encarga de ese punto.
Allí recibe a los numerosos basauritarras que se acercan a adquirir merchandising del Mójate o a quienes quieren colaborar de alguna manera. "La banda de txistu de Basauri hace un pasacalles alrededor del stand para ayudar, siempre viene alguien del Ayuntamiento... en general se portan muy bien. Dos chavales que tengo cerca, mi sobrina y mi ahijado, tienen 17 años y desde pequeños se han volcado y siempre me preguntan para ayudar cada vez que se acerca la fecha. En mi caso veo que alrededor del Mójate hemos extendido una red, empezamos las amigas, pero lo hemos ido extendiendo a nuestro alrededor, al trabajo, en el grupo de danzas en el que estoy, amigos, familiares... me piden camisetas, y algunos incluso me piden la muestra para poder a su vez llevarlas a sus trabajos y encargarlas...", reconoce Pili. Y es que si algo es identificativo del Mójate es su animada imagen. "Los productos son muy bonitos y de muy buena calidad y se han extendido mucho, pero no se queda en el dibujo de la camiseta, te preguntan por la EM y ayuda para que la conozcan. También veo que la gente cada vez es más consciente de que afecta a gente joven y eso hace que te fijes más", afirma.
Además, el Mójate es un acto que se mantiene fiel a sus inicios, sin demasiados cambios, algo que esta voluntaria aprecia como positivo. "De hecho, es curioso, yo creo que el lema es muy acertado. El Mójate puede ser 'compra una camiseta' o 'haz unos metros en la piscina', pero también es 'mojarse' socialmente, ser consciente de que si vemos un bordillo que no está rebajado los que van en silla de ruedas no van a poder pasar, por ejemplo. Nos invita a vivir en una sociedad más inclusiva y a hacernos conscientes de que cualquiera puede tener dificultades", asevera. "Además, es un acto fundamental para poder ayudar a sufragar los gastos de los servicios que se ofrecen desde Esclerosis Múltiple Euskadi, que son básicos para los afectados. Ojalá algún día esos servicios se den desde la seguridad social, pero mientras no sea así, el Mójate y otros eventos de este tipo son imprescindibles para que sigan adelante".


Siguenos a través de:TwiterFacebookRSS

BUSCADOR AVANZADO

Vocento

Creacion paginas web